Belenes de Diputación

Belenes de Diputación

La Diputación de Palencia da la bienvenida a la Navidad con un belén histórico de José Mª Villa y un homenaje a la Catedral de San Antolín

La Navidad ya inunda con su decoración y sus productos típicos nuestra vida diaria y la Diputación de Palencia vuelve a proponer su tradicional ornamentación navideña para recuperar esa ilusión y alegría tan características de estas fechas, tras una dura etapa de crisis sanitaria.

A través de su Servicio de Cultura y dentro de este programa de apoyo a la tradición del belenismo, la Institución Provincial da hoy el pistoletazo de salida a su ruta de belenes, uno situado en el Centro Cultural Provincial, en el Villa Romana La Olmeda y otro en la oficina de Turismo de la capital que se puede contemplar desde la calle; sin olvidar el majestuoso bosque navideño que salpica de árboles decorados todo el Palacio Provincial.

Un pistoletazo de salida que han dado esta mañana la presidenta de la Diputación, Ángeles Armisén, acompañada de la diputada provincial del Área de Cultura, Carolina Valbuena; visitando la original muestra belenística, que se podrá disfrutar hasta el próximo 6 de enero en el horario habitual del Centro Cultural Provincial; de lunes a sábados, de 11 a 14 horas y de 17 a 21 horas; y domingos y festivos de 11 a 14 horas.

Una construcción de belenes o Nacimientos que forma parte de la tradición navideña española desde el siglo XVIII, representando el nacimiento de Jesús de Nazaret. Más allá del hecho religioso, han servido para evocar el mundo rural a través de sus ambientaciones pastoriles; así como el sentimiento de nostalgia de los mayores y la magia para los niños, que se une la contraposición de la plácida quietud de las figuras con el frenético ritmo de la vida actual; quizá sea esto parte del secreto que hace perdurar esta tradición.

Una tradición que tiene su origen de los belenes napolitanos se remonta a los siglos XVIII y XIX, cuando Carlos VII de Nápoles, gran entusiasta de los Belenes, al ser nombrado rey de España como Carlos III, se trajo consigo su Belén de 7.000 figuras, su gran afición.  Como no podía ser de otra manera cuando abrió las puertas en Navidad para mostrarlo al pueblo de Madrid, la nobleza y luego el pueblo se apuntaron rápidamente a la moda del monarca y copiaron esta tradición Real, cada uno con la calidad que su economía le permita.

BELÉN HISTÓRICO EN EL CENTRO CULTURAL. El Belén tradicional que se nos muestra este año pretende reflejar, lo más fielmente posible, lo que conocemos como entorno histórico, nacimiento y primera infancia de Jesús. Una aportación del Grupo Belenista La Adoración, colección José María Villa, exponente de la mejor tradición del belenismo castellano.

Está realizado con poliestireno expandido, madera y corcho bornizo, tallado y policromado. El conjunto escultórico está compuesto por unas 120 figuras, buena parte de ellas de “palillo” sobre la base de terracota, pintadas al óleo.

En la exposición que contemplamos, tiene especial relevancia y adquiere una singular forma el montaje: el visitante podrá observarlo a través de sus “cuatro caras”. Este diseño dificulta las tareas del belenista a la hora de crear la escenografía ya que deberá tener en cuenta y conjugar, buscando una precisa perspectiva desde los distintos ángulos de visión.

HOMENAJE A LA CATEDRAL EN SU 700 ANIVERSARIO. La escena del misterio se ubica en la Cripta, la parte más antigua de la seo palentina, y en la que se conservan los restos de los sucesivos edificios que antecedieron a la gran Catedral comenzada a construir a comienzos del siglo XIV. La escena muestra el reciente nacimiento del niño y la visita de los Reyes Magos, que acuden a ofrecerle sus presentes, ante la atenta mirada de San Antolín.

Sobre la cripta, comienza a erigirse la Catedral gótica, que comenzó su construcción por el Ábside, que es la parte que, recién consagrado el templo, alberga la escena de la “Presentación del Niño Jesús”. Precisamente, esta festividad cristiana es la que comparte su celebración el 2 de febrero con la de Nuestra Señora de la Calle, patrona de la ciudad, y a la que debe su nombre popular de “las Candelas”. Un montaje “típicamente palentino” llevado a cabo por la Asociación Belenista Palentina “San Francisco de Asís”.

BELÉN A LA ROMANA. Como viene siendo habitual desde la Navidad de 2016, la Diputación de Palencia en colaboración con la Asociación Belenista Palentina “San Francisco de Asís” presenta en La Olmeda un Belén inspirado en el palacio o mansión residencial de la Olmeda que fielmente representa la mansión de peristilo del siglo IV d.C. y los baños privados por lo que los visitantes podrán hacerse una idea clara del palacio.

En esta maqueta destacan especialmente la techumbre en la que se han empleado 11000 tejas, el pórtico principal columnado o el patio ajardinado. El palacio bajoimperial sirve también de marco   para la recreación de temas bíblicos como Jesús entre los doctores, la matanza de los inocentes, el sueño de San José o el empadronamiento de la Virgen y San José. Además, estas escenas se mezclan con otras que representan la vida diaria   en el campo y la representación de los oficios típicos de la época. Incluso se ha elegido el ‘oecus’ o salón principal de la mansión como el escenario del Portal de Belén con la representación del Misterio de la Natividad junto a la Adoración de los Magos.

Comments

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.